0

¿Merece la pena irse de erasmus? 7 razones para escaparte cuanto antes

¡Comparte y ayúdame!Share on Facebook95Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn6Email this to someone

irse de erasmus

Últimamente irse de Erasmus está en boca de todos.

Estudiar en el extranjero, salir de fiesta, recibir una beca… Sin duda alguna, no es simplemente eso.

2 meses han pasado ya desde que llegué de Brasil.

Después de unas navidades inmejorables con la familia y amigos, vuelve un poco la rutina: las clases, exámenes, etc.

Ahora es cuando te acuerdas de lo a gusto que se está de erasmus, que sí… que no tienes las facilidades que tienes en casa, ¿pero no es esa independencia lo mejor de todo?

Tal vez ya hayas vuelto, estés en otro país, o se te haya pasado por la cabeza irte y finalmente has decidido que no.

¿Cuántos de tus amigos han dicho convencidos de irse de Erasmus y después ni siquiera han pedido la beca?

O lo que es peor…

¿Cuántos han optado a ella y la han rechazado?

Diversas razones que al final siempre acaban siendo lo mismo: excusas.

Hoy quiero ir más hacia allá. Intentar hacerte ver el porqué es increíblemente bueno vivir una experiencia inolvidable fuera de tu zona de confort (ya sea irse de Erasmus, trabajar en otro país o hacer un viaje de 3 meses solo).

7 razones por las que irse de Erasmus

1.- Sales de la rutina

Te encuentras estancado, estás hasta los mismísimos de hacer todos los días lo mismo.

Clases, estudiar, ver a las mismas personas, andar el mismo trayecto de casa a la universidad, coger el bus…

Vivir en otro país te dará la oportunidad de evadirte de todo.

Sí, absolutamente todo.

Olvidar cada uno de los problemas que tenías antes de partir, empezar una nueva vida.

Volverás a sentir el día a día, disfrutar de los pequeños momentos.

Realizar una “cena española” con tus compañeros de piso.

Sí, esas que siempre se te pega la tortilla y echas la culpa a la sartén… (que es la primera vez que la haces no 😉 )

Recorrer 12 horas en bus con tu mochila para visitar algún nuevo país.

Esa sensación de tener que aprovechar cada día al máximo, porque en pocos meses estarás de vuelta. Y es que, a veces, se nos olvida que nuestro tiempo aquí es limitado. Siempre acabamos llevándonos por la rutina.

¿No te parece increíble lo que aprovechas el día cuando estás de viaje?

¿Por qué?

Si estás 4 días en Praga, probablemente no volverás a esa ciudad, de modo que aprovechas cada segundo que pasas allí para visitar lo máximo, conocer lugares, etc.

2.-Conoces el mundo y abres tu mente

Prepárate para conocer a gente de cualquier parte del mundo y tener la oportunidad de vivir sumergido en una nueva cultura.

Una de las mayores satisfacciones al irse de Erasmus es volver con más de un país tachado de tu lista.

Conocí gran parte de Brasil (aún me queda el norte, será otro viaje pendiente jeje). Pero también tuve la oportunidad de visitar Uruguay y Argentina.

Al salir de tu pequeña burbuja te das cuenta de que todo aquel modelo de realidad que habías creado no tiene por qué ser verdad.

Te enriqueces y ves todo de una forma totalmente diferente.

Empiezas a crear un criterio más amplio, a redefinir tus ideas.

Segunda parada #BuenosAires ✈✈

Una publicación compartida de Jesus Luque Reyes (@luque60) el

3.-Descubres tu pasión

Por lo normal, vas a tener más tiempo que en cualquier otro año de carrera.

Aprovéchalo, dedícatelo a ti mismo, haz cosas, experimenta.

Descubre quién eres realmente.

Intenta realizar deportes locales, bailes o tocar algún instrumento típico del país.

Cualquier cosa.

No te levantes a las dos del medio día si tienes las clases por la tarde, no seas idiota 🙂

Si además, haces este viaje solo, tendrás la oportunidad de disfrutar contigo mismo.

De hacer lo que te dé la real gana en cada momento.

Tú eres el único dueño de tu tiempo, quién decide si esto sí o esto no.

Diciembre y verano… ?? #momentocaída

Una publicación compartida de Jesus Luque Reyes (@luque60) el

4.-Aprendes absolutamente de todo

Si eres de los que nunca han salido de casa para ir a la Universidad, tendrás que apañártelas para cocinar, limpiar, lavar…

Cosas muy simples (o no tanto) que son necesarias cuando no estás en casa.

Será un auténtico desafío, además de echar mucho de menos a tu madre para un planchado de camisa 😉

En el tema académico, por lo general, el modo de enseñanza es completamente diferente.

En mi caso, la universidad era algo más fácil en nivel de dificultad. Pero eso sí, he aprendido mucho más.

Era todo mucho más práctico: trabajos, exposiciones, etc.

Un poco alejado del modelo tradicional que seguimos aquí en España.

Al tener más tiempo de lo normal, lo dediqué a realizar cursos de bolsa y marketing digital, dos temas que me están interesando mucho últimamente (además de aprender todo con respecto al blogging).

También es imprescindible leer libros de no ficción (desarrollo personal, finanzas personales, etc.)

Además de todo esto, me llevo un nuevo idioma: el portugués.

¿Increíble, verdad?

5.-Creces personalmente

El simple hecho de salir de tu zona de confort ya es un gran paso hacia delante en tu vida.

Inicias un proceso de maduración enorme.

Ese momento en el que tienes que resolver los problemas tú solito, ¡y en un idioma diferente!

Aún recuerdo cuando llegué al aeropuerto de Sao Paulo, completamente solo, sin poder comunicarme con nadie.

Llegué a casa y tenía que hacer vida con otros tres brasileños a base de gestos y chapurrear el español.

Y sí, cuando vas a un país a la otra punta del mundo, las primeras semanas se pasa mal de verdad (es cuando más te acuerdas de tu familia, de que España tampoco está tan mal, de tus amigos, de una caña con su tapa, etc.)

Poco a poco te vas adaptando, hasta que empiezas a disfrutar de verdad.

Formas tu nueva familia, te rodeas de personas increíbles que te ayudarán al máximo para que te adaptes genial a tu nueva vida.

Todo ello proporciona un cambio en ti, hasta tal punto que vuelves siendo otra persona.

Comienzas a valorar más tu vida.

Lo que antes te parecía un mundo, ahora te resulta insignificante.

Frases que cambiaron mi vida

¿Te gusta lo que estás leyendo?

Aprovecha la oportunidad y descarga gratis mi ebook:

7 frases que cambiarán tu vida

6.-Libera tu creatividad

Créeme, vas a potenciar tu imaginación y creatividad.

A parte de que viajar es una de las mejores formas de inspiración y aprendizaje…

¿Sabes cuántos platos diferentes hice con pollo, pasta y tomate?

3432.

No te exagero.

Siempre llegaba el momento en el que aborrecías el tomate, y era cuando comenzabas a realizar algunos experimentos con especias y salsas.

Algunos platos mejores que otros (todo hay que decirlo), pero al final, siempre sobrevivías.

No dejes que nada te limite, sé original.

Nadie te conoce ni te va a juzgar por cómo te comportes.

¿Qué mejor oportunidad para ser quien realmente eres?

Sin ninguna máscara, sin presión.

irse de erasmus

7.-Es la mejor experiencia de tu vida

¿Cuál es la razón que sustenta todo esto?

Todos los que regresamos a España, deseamos volver.

No conozco a ninguno que se haya arrepentido de irse de Erasmus.

Es más, aparece la denominada depresión posterasmus.

Echar la vista atrás y recordar cada uno de los días fuera de tu ciudad, ¿por algo será no?

Así que… ¿A qué estás esperando para pedirla?

Y por favor… si al final te animas y das el paso, no te vayas a la típica ciudad europea donde vas a estar rodeado de españoles, por muchos otros erasmus que conozcas.

Intenta irte a vivir con personas locales, relacionarte con la cultura de ese país. El aprendizaje será mucho mayor y será una experiencia inolvidable, créeme.

***************************

¿Y tú? ¿Crees que merece la pena irse de erasmus? ¿Cuál es el mayor problema que te impide dar el paso hoy mismo

¡Comparte y ayúdame!Share on Facebook95Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn6Email this to someone

Jesús Luque

Viajero empedernido. En diciembre de 2016 comencé mi andadura digital para conseguir una libertad que me permita vivir una vida a mi medida y poder viajar más. Mi objetivo es ayudarte a que tú consigas lo mismo. Si no sabes por dónde empezar, te regalo gratis mi ebook: "7 frases que cambiarán tu vida"

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *